Make your own free website on Tripod.com


Nuestros Abrazos y Saludos

Quién dijo que los sueños no eran posible?...


Aquí estamos para decir que las locuras no sólo son posibles, sino necesarias. No es menester de racionalidades ancladas en eternas objetividades, plasmar utopías en realidades. Siempre ha sido desde los espacios propios, que el pueblo a construído y sigue edificando en el dia a dia, sus esperanzas y proyectos.

Hace ya algunos años, que no importa enumerar -ni celebrar como fecha sacrosanta-, un grupo de revolucionarios daban nombre a ésta amalgama de ganas y necesidades de vida plena y para todos, y en su tiempo histórico fue nombrada Movimiento de Izquierda Revolucionaria MIR, esquina o rincón del agrupamiento de los revolucionarios, espacio de articulación de diversos esfuerzos de horizonte transformador, que movían a la acción de los Pobres del campo y la ciudad. Tiempo aquél calificado según "las ciencias" de prerevolucionario y donde millones estaban dispuesto a todo, al borde del paroxismo por hacer la revolución.

Y sólo cuando esa locura radical e insumisa se apodera de los corazones de las gentes, las revoluciones se convierten en sí mismas, en rostros y cuerpos, en ideas y acciones, en organización y lucha.

Pero una vez más, los poderosos tomarían la iniciativa y darían el golpe más fuerte que nuestro pueblo conoce, y del ebullente período de auge de las ideas y proyectos revolucionarios, nos vimos otra vez en resistencia, en la construcción silenciosa, en los pequeños golpes al enemigo y la acumulacion de nuevas experiencias para la lucha futura.

El proyecto mirista se nutriría de nuevas experiencias y contingentes, de nuevas savias y colores, de nuevas formas y contenidos.

Diversos intentos fueron realizados, nunca le han faltado fuerzas a los oprimidos para inventar justicias, sin embargo los dolores fueron más, quizás necesarios, y así se vió de nuevo al Pueblo ocupando las calles, lanzándose con decisión y coraje en la lucha contra la encarnacion de la explotacion y la muerte. El Fuera Pinochet agrupó a muchos: rodriguistas, lautarinos, comunistas, socialistas, sectores cristianos y el mirismo se hicieron Poder en cada barricada levantada por el empeño popular.

Los poderosos vieron peligrar lo que habían logrado y temiendo un resurgimiento definitivo de las luchas populares, se apresuraron a maniobrar y buscar una salida. El dictador ya no hacía falta, y cambiaron la bota milica por la corbata formal de hijo de puta. Convencidos de su situación de ventaja se apresuraron en golpear a los contingentes de revolucionarios mientras nos cegaba el espejismo de la nunca realizada transición. Pensaron así, que llenando una cárcel de seguridad de insurgentes e insumisos acababan con los sueños y esperanzas de los Pobres y su Revolución libertaria.

Se equivocaron los Señores del Poder dominante, por los poros de la camisa de fuerza del sistema se escapó una vez más la raigambre vital de los revolucionarios. Aún no entienden los asesorados por Correa y Tironi, que mientras la exclusión y la marginalidad sean el pan de los nuestros, habrá heterotopías, pasiones y razones, locuras y guerreros para llevarlas a cabo.

Hoy dia se agrupan y avanzan más allá de lo que ellos piensan, encuestan o deducen. Los escondidos, los perseguidos y oprimidos nos hacemos derecho a la autodeterminación del Pueblo-Nación Mapuche, nos hacemos denuncia en la denuncia de los torturadores, nos convertimos en lucha por los derechos en las más diversas organizaciones que se da el pueblo...

Hoy el proyecto mirista, es el de la unidad de los revolucionarios, del Poder Popular, de la vida plena y para todos que se hace realidad en cada Pobre que se levanta, en cada allegado que lucha por la vivienda y al medio de la nada en los barrios de los ricos para construir una vida nueva. En los estudiantes que por diversas vías ejercen su derecho a la educación, en la mujer que como sujeto social organizado le dobla la mano a la imposición bárbara del machismo capitalista, en los trabajadores que buscan nuevas formas de organización para dar cuenta de los profundos cambios en las formas de dominación, en los jóvenes que a través de diversas iniciativas artísticas fortalecen la construcción cultural de los Pobres, en la lucha continental que recupera en el bolivarismo la Patria de todos, las luchas comunes....

No estamos escondidos por ahí haciendo brindis, conmemorando un aniversario más entre paredes y esquemas, como bien quisiera el enemigo, somos plaga entre el Pueblo Pobre que se organiza y reconoce en el MIR parte integrante y fundamental del proyecto de la revolución Chilena y Latinoamericana.

Nuestra trinchera necesaria, en este tiempo histórico que nos ha tocado vivir, da forma a las diversas y multifacéticas expresiones de un mismo proyecto. Este 15 de agosto nos encuentra alegres, más rebeldes que nunca, sobre hombros de gigantes que ya antes de nosotros pusieron su pecho al frente, sin temor enfrentando aquello que nos separa de la felicidad plena.

Antes que todo somos Pueblos organizándose y luchando por sus derechos, construyendo en el aquí y en el ahora los sueños locos y posibles de una sociedad distinta, de una civilización mejor.

Donde nunca más nadie escupa sangre pa´ que otros vivan mejor, en donde las pasiones y el deseo tiñan lo cotidiano, donde el amor sólo se cambie por el amor, la confianza por la confianza, la fraternidad por la fraternidad y en definitiva la vida humana sea de verdad la vida humana.

Por último, la convocatoria sencilla a caminar junto/as, todo/as lo/as insumiso/as. A no sacarnos los pelos entre nosotro/as, hay demasiado enemigo por delante. Expulsemos nuestros fantasmas, aunque a veces entre la ceguera ayuden a mantener la cohesión del grupo.

Cariños a lo/as rebeldes, a lo/as antagonistas, a lo/as disconformes. Que sea un año de nuevos y más significativos avances, fortaleciendo está gran red artesanal para pescar un buen día la felicidad para todo/as.

En el Camino del Poder Popular:

¡¡Pueblo Pobre antagonista, autónomo, radical y autogestionado!!

¡¡Sólo la lucha nos hará libres!!

¡¡Mari Chi Weu!!

¡¡Viva el Movimiento de Liberación Indígena y Popular!!

Movimiento de Izquierda Revolucionaria, MIR - CHILE

Chile, 15 de Agosto 2000


Archivo Anterior


Nuestro Pensamiento


Vuelva a Portal

discuta con nosotros La Lucha Continua