Make your own free website on Tripod.com


LA ECONOMÍA NEOLIBERAL
SURGE A PRINCIPIOS
DE LA DÉCADA DEL 70
EN MEDIO DE UNA PERSISTENTE CRISIS
DEL CAPITALISMO TRADICIONAL

Durante la década del 70
economistas que ocupaban puestos claves en el Banco Mundial
entre los que se puede señalar a Bela Balassa, Anne Krueger y Deepak Lal
realizaron investigaciones de diferentes economías mundiales
cuyos resultados los llevaron a hacer recomendaciones en torno a dos ideas centrales

1

Colocar el crecimiento de la economía en el centro de la política económica
en el convencimiento que sólo recuperando los niveles de ganancia del capital
la economías podían recuperar su crecimiento y terminar con la pobreza
(teoría del chorreo)

2

Los bajos ritmos de crecimiento de las economías
se debían a un conjunto de rigideces de origen político e institucional
que impedía el libre funcionamiento del mercado

Con el transcurso del tiempo
y en el marco de una persistente crisis del capitalismo tradicional
el banco Mundial y otros organismos financieros internacionales
comienzan a incorporar cada vez con mayor claridad
las propuestas centrales de los economistas neoliberales
la recuperación del crecimiento de las economías
mediante una liberación del mercado de todo tipo de regulación
se convierte en una necesidad urgente
en una situación de crisis de la deuda externa,
donde la reactivación de las economías de los países pobres
principalmente de su sector exportador es un imperativo
para la cancelación de sus abultadas obligaciones financieras

Las dificultades para que el capital recuperara sus niveles de ganancia
se debía principalmente a rigideces políticas e institucionales
que impedían el libre flujo de los recursos desde las áreas menos rentables
hacia aquellas de mayor rentabilidad
y estas rigideces estaban expresadas en fenómenos tales como
el excesivo poder de los sindicatos
las legislaciones proteccionistas particulares de cada Estado,
la excesiva intervención del Estado en las economías,
y por último los abultados y costosos programas sociales
que a su juicio eran un conjunto de factores que ayudaban
a generar la inflación,
disminuían la productividad del trabajador
y fomentaban la indisciplina laboral

Cambiar esta situación requería reestructurar totalmente la economía y la sociedad

Vuelva a Indice

Envienos sus Comentarios

Vuelva a Indice Principal